domingo, 20 de noviembre de 2016

PLAZA DE ABASTOS. SANTIAGO DE COMPOSTELA



PLAZA DE ABASTOS
SANTIAGO DE COMPOSTELA
Cualquier Mercado nos muestra la historia y costumbres de un territorio, pero hay algunos que son una joya en este sentido. 
 
La Plaza de Abastos de Santiago de Compostela es una visita obligada en la ciudad.
Un edificio formado por cuatro naves que es mercado desde 1870, realizado con sillería de granito y con grandes ventanales en el interior.
Empanadas, quesos, chorizo de Lalín, pulpo,  pan gallego  y un paraíso para los amantes del pescado…
Pero entre esas naves hay una gran vida, la de las señoras, las paisanas de la comarca que llenan de color local el mercado 
 


con sus grelos, castañas, 
aguardientes, pimientos de Padrón….un lujo, un auténtico lujo.


La nave del pescado y marisco es todo un espectáculo: rodaballos sardinas, mero….langostas, percebes, zamburiñas, navajas, vieiras….La costa gallega en el mercado.
Además un experiencia culinaria: se puede comprar el marisco o la carne y en una de las naves un puesto/restaurante lo cocina para ti. 

Allí fuimos con nuestra compra y reservamos nuestra mesa. Se quedaron con nuestra bolsa de marisco y….comimos del puesto a la mesa, vamos del mar a la mesa (cobran 4 euros por cocinarlo y el vino). 
Os aseguro que fue una experiencia inolvidable. Sabores y vida y además la mejor compañía.

Alrededor del mercado hay algunos pequeños locales que son imprescindibles: Un restaurante basado en los productos del mercado







  


Una tienda de conservas imprescindible: Catrineta Conserveira

y un pequeño bar frente a la diminuta iglesia que forma parte del edificio del mercado
donde tomarte una buena cerveza con el pulpo recién cocinado en el pulpeiro del mercado ( La Radio)



¿Quién da más?
Este lugar es una catedral del gusto, sin duda. Un homenaje a 


los mercados de abastos y a lo que representan como estandartes de nuestra cultura y nuestra vida cotidiana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario